Ser profe en Entrelenguas

Con motivo de la reciente oferta que hemos publicado (profesor de español en prácticas), en el post de hoy nos gustaría compartir con nuestros lectores y seguidores las experiencias de tres de las profes que hemos tenido Entrelenguas. Todas ellas se lanzaron al mundo de la enseñanza de español para extranjeros a través de la beca universitaria que gestiona la plataforma Ícaro, y hoy nos cuentan qué supuso para ellas su experiencia en el centro, qué significa para ellas Entrelenguas y el equipo, y cómo vivieron nuestra ciudad. ¡Con todos ustedes María Ortega, Alba García y Rosalía Calle!

1. Experiencia laboral

Tras su paso por Entrelenguas, María, Alba y Rosalía han continuado ejerciendo su profesión en Madrid, Londres y Olomouc (República Checa) respectivamente. Todas destacan que lo que aprendieron en la escuela les ha sido de gran ayuda a la hora de desarrollar sus habilidades como profes y obtener sus actuales trabajos. Alba nos cuenta: “Aprendí a planificar clases, a crear y a encontrar recursos educativos, a atender a las necesidades particulares de alumnos variopintos, a encontrar mi lugar como docente y a encontrar el equilibrio entre transmitir mi conocimiento y permitir a los alumnos desarrollar su autonomía (¡y estimularla!)”. Por su parte, para María “en Entrelenguas se aprende a dar clase en diferentes contextos y diferentes niveles, y a trabajar en equipo con una sonrisa en la cara”.

2. La escuela

Qué alegría que todas definan el centro con palabras como “mágica”, “buen rollera” o “alegre”. A Alba, por ejemplo, le enamoró el ambiente, la pasión que mueve la escuela: “todo el mundo es feliz dentro de aquel pequeño espacio y todo emana belleza. Se trabaja mucho pero siempre es buscando cómo mejorar y cómo hacer feliz a la gente.” Y Rosalia nos describe como ¡la mejor escuela del mundo!: “Nunca he visto un sitio con tan buen rollo como Entrelenguas, cuyos alumnos pueden vivir de una experiencia apasionante cuando visitan Ronda, ya que se combinan excursiones, actividades culturales y clases de español en un entorno precioso como es Ronda y la Escuela.”

3. El equipo

No seremos muchos, pero sí somos una gran familia. Tanto María como Rosalía nos describen como profesionales, creativos y cercanos; para Alba, además, “acabamos por formar una gran familia con todo aquel que pasa por la escuela”.

4. Ronda

Todas coinciden en la suerte que es “vivir en una ciudad preciosa como es Ronda”. A Rosalía le encanta su rica cultura, sus rincones y sobre todo su gente. “Esto, unido a la tranquilidad y seguridad de la ciudad, hace que sea un sitio ideal para vivir” – asegura. Por su parte, para Alba la ciudad es estupenda, acogedora y rebosante de vida: “tiene todo lo que puedas necesitar: locales de todo tipo, gente amena, buen clima y mejor comida. Y la localización es idónea al estar rodeada de paisajes naturales y el hecho de que la playa quede a poco más de una hora en coche”.

¡Gracias, chicas, por ser parte de Entrelenguas! Os deseamos lo mejor, hoy y siempre, y ya sabéis que ¡nuestras puertas están siempre abiertas! Y a los que nos leéis: si os interesa formaros en este ámbito y tenéis la posibilidad de realizar prácticas a través de vuestra uni, no dudéis en poneros en contacto con nosotros. Recordad que queremos ampliar nuestro equipo a partir del próximo mes de mayo. Para más info, podéis escribir directamente a Mar Rodríguez, encargada del Departamento académico, en mrodriguez@entrelenguas.es.

No Comments

Post a Comment